La Unversidad de Oxford, BYOD y la red de datos

Hace unos días se hizo público el acuerdo entre la Universidad de Oxford y Alcatel-Lucent para modernizar la  red de la facultad de St Anne’s College, evolucionar su red inalámbrica y mejorar el servicio a estudiantes y empleados de la Universidad. El acuerdo incluye la implantación de los OmniSwitch de Alcatel-Lucent, que proporcionará una red avanzada y flexible y facilitará Wi-Fi de calidad de empresa.

El fenómeno BYOD no es ajeno a este acuerdo: el aumento en la utilización de tabletas, smartphones y ordenadores portátiles por parte de los usuarios obliga a los organismos públicos y privados a considerar la actualización de sus infraestructuras de comunicaciones, con el doble objetivo de dar un servicio de calidad que mejora la vivencia del usuario y de contar con una red lo suficientemente flexible y segura como para dar respuesta a las necesidades de comunicación de ahora y en el futuro.

Las Universidades se mueven en la red

La evolución tecnológica y el control por el usuario de dispositivos y aplicaciones plantean una cuasi-revolución en las comunicaciones de empresa que lleva a los responsables de organismos de todo tipo a replantear sus infraestructuras de red para adaptarlas al futuro… y al presente. Vengo notando últimamente esta sensibilidad en especial en los centros superiores de educación, en las Universidades: más arriba he hablado de la Universidad de Oxford, pero también recuerdo recientes acuerdos con la Universidad de California o con la Universidad de Portsmouth, donde el fenómeno BYOD y la movilidad de los usuarios impulsan las comunicaciones de empresa.

Oxford University responde a la demanda de BYOD con la modernización de su infraestructura de red de TI por Alcatel-Lucent: La nota de prensa

About the author